tensión

Vaqueros envuelto en un conflicto gremial

Empleados municipales sostienen que el Intendente les quitó un lugar que era utilizado para realizar reuniones, mientras que el jefe comunal asegura que algunos de los denunciantes no quieren trabajar
miércoles, 16 de enero de 2019 · 10:33

SALTA (Redacción) – El municipio de Vaqueros atraviesa un momento complicado. Un grupo de empleados afiliados a ATE denuncia atropellos por parte del intendente Daniel Moreno, quien los habría desplazado de un espacio donde ellos se reunían continuamente por no compartir su política gremial.

Raúl Rodríguez, delegado de ATE, dijo a El Intra que “el Intendente llegó al espacio que ellos tenían, que lo tienen hace 7 años, les cerró, le hecho llave, no les da acceso a que puedan tomar un poco de agua y puedan tomar el desayuno”. A la vez denuncia que no se les otorga la indumentaria adecuada para desarrollar los trabajos que tienen.

“A algunos empleados le estarían pagando más o menos 4 mil pesos mensuales, no tienen obra social, no tiene ART, no tienen nada. Los mandan a la recolección de basura, a levantar los residuos sin la indumentaria, y se llevan todos los microbios, todos los gérmenes a su familia, es peligroso inclusive hasta para la salud de su familia” denunció.

Por su parte el intendente Daniel Moreno dijo que el problema inició cuando el, cansado de la actitud de los empleados gremialista, decidió utilizar un depósito que tiene la Municipalidad para guardar mercadería. “Tuve la suerte de recibir mercadería del ministerio para repartir entre las familias damnificadas por la lluvia y la verdad que necesito un lugar para resguardarla hasta la próxima semana que comenzaremos a repartir” indicó.

“Es un depósito, siempre fue un deposito y ayer lo llene y lo cerré con llave porque la verdad les dije a ellos de que yo estaba cansado de que falten cosas y eso no es faltarle el respeto a nadie, eso es decir la verdad” dijo Moreno, quien deslizó que anteriormente algunos empleados se robaban elementos de la municipalidad, y que tiene pruebas de ello.

Sobre la falta de elementos de trabajo dijo que es todo mentira, y a modo de ejemplo contó que los días de lluvia, que debieron asistir a muchas familias, todos los trabajadores contaban con su indumentaria correspondiente, por lo que denunció que esas declaraciones no tienen sustentos, y son una estrategia para manchar su gestión.

Más de