INSEGURIDAD

Detuvieron a uno de los chorros que atacó al turista sueco

Continúan la búsqueda de los otros dos cómplices
viernes, 18 de enero de 2019 · 00:19

SALTA (Redacción) – Tras 18 días de búsqueda, fue detenido  a uno de los sospechosos por el asalto al turista sueco Christoffer Persson (36), quien resultó baleado y como consecuencia, le amputaron la pierna, luego de que se resistiera al robo. El hecho ocurrió el pasado 30 de diciembre de en San Telmo, Monserrat.

Según consignó El Intransigente, como resultado de varios allanamientos realizados por la Policía de la Ciudad, finalmente hoy se concretó, en Avellaneda, la captura del sospechoso de 26 años, según confirmaron fuentes oficiales a Clarín. 

El acusado fue encontrado a partir de la identificación de la patente registrada por las cámaras de seguridad que captaron el hecho y la posterior fuga de los ladrones, en un vehículo marca Peugeot 207 color gris plata. También colaboró el sistema de Anillo Digital, que permite identificar a los autos que entran y salen de Capital Federal a través de los principales accesos a la ciudad.

A partir de este material, los investigadores lograron reconstruir el recorrido del auto, que huyó hacia el sur luego del ataque al turista. Una vez identificado el coche, se conoció que pertenece a una constructora. El sospechoso trabajaría como chofer de la empresa.

Testigos del caso le confirmaron a Clarín que el detenido es uno de los tres involucrados en el ataque al sueco Christoffer, aunque no lograron identificar qué rol cumplió durante el asalto.

Cabe recordar que el hecho ocurrió el último domingo del año pasado, a las 22.20, cuando Christoffer caminaba por Tacuarí al 400, a una cuadra de la 9 de julio en Monserrat, junto a su novia Maria Izzo. La pareja se detuvo a revisar el mapa en el celular del turista, cuando apareció detrás de ellos un Peugeot 207 gris, según registró una cámara de seguridad de la cuadra. Del auto bajó un asaltante armado, e intentó sacarle el celular a Christoffer.

"Después levanté la cabeza y lo primero que vi fue la pistola apuntándome a la cara. Lo único que se me ocurrió fue corrérsela a un lado. Y lo hice. Entonces en lugar de recibir un tiro en la cara, recibí un balazo en la pierna", contó a Clarín el turista sueco.

En ese instante, el ladrón escapó hacia el auto, donde se cree que lo esperaban los otros dos cómplices: uno en el asiento del conductor y otro en el del acompañante.

"Yo solo escuché el disparo y vi que el ladrón escapó corriendo. La miré a ella, me di vuelta y cuando miré hacia abajo vi la sangre saliendo de mi pierna. Ahí me di cuenta que había sido baleado", afirmó Christoffer.

El turista fue auxiliado por personas que pasaban por el lugar, y una vecina que le practicó un torniquete en la pierna. Así resistió hasta que llegó la ambulancia y lo trasladó al Hospital Argerich.

Como consecuencia, tuvieron que amputarle la pierna derecha para salvarle la vida, productos de las graves heridas que le produjo la bala. Tras dos semanas en el hospital, fue dado de alta este sábado. Por el momento no puede regresar a Suecia, hasta que no lo autoricen.