Liga Nacional

Salta Basket perdió con Bahía Basket: fue paliza 93 a 73

El próximo rival de los salteños es San Lorenzo de Almagro, el domingo 7 de enero a las 21
sábado, 06 de enero de 2018 · 20:03

SALTA (Redacción) – Nuevamente Bahía Basket fue el verdugo de Salta Basket, por segunda vez en lo que va de la Liga Nacional. La caída fue la peor, no solo por la paliza de 93 a 73, sino porque el equipo terminó mal el 2017 y empezó peor el 2018. Es difícil explicar el momento de Los Infernales, en quienes los ojos de los críticos se posaron en la previa del torneo y mejorar el rendimiento es más difícil todavía. Además el próximo rival es San Lorenzo, el último campeón.

Parecía que Salta Basket necesitaba tomar aire en el paráte de fin de año, pero el primer partido de 2018 volvió a dejar al equipo mal posicionado. El plantel dio pelea, como en casi todos los encuentros que disputó hasta ahora, pero no pudo con Bahía Basket, quien hizo un gran trabajo al igual que en la primera jornada del certamen. El equipo no encuentra el rumbo en el torneo y las estadísticas son malas: 7 partidos jugados, 6 perdidos y 1 ganado.

Durante el Súper 20 Salta Basket llamó la atención de todo el país, teniendo en cuenta que le ganó a equipos importantes y hasta llegó a los cuartos de final de la antesala de la Liga Nacional. Las actuaciones del grupo, tanto de local como de visitante, fueron el centro de los elogios, pero en lo que va de la temporada larga, Los Infernales no cumplieron las expectativas. En la séptima jornada, Bahía Basket nuevamente le dio un golpe de realidad, a la que debe volver rápidamente.

El bajón en el rendimiento es generalizado, porque los jugadores clave y referentes del equipo tampoco están en el nivel del Súper 20. Ricky Harris y Diego Gerbaudo son algunos de los pocos que se destacan por sobre el resto. En este partido particularmente, Harris y Gerbaudo fueron los máximos anotadores del equipo salteño, aunque no fue suficiente para acercarse al puntaje del local y menos, para dar vuelta la historia.

El panorama es desalentador, porque si analizamos al equipo con profundidad, tiene buenos jugadores, pero se nota la caída en cuanto a lo anímico, por lo tanto la derrota se volvió moneda corriente en Los Infernales. Con respecto a los siguientes partidos, el próximo es el más importante: el domingo 7 de enero jugará ni más ni menos que con San Lorenzo de Almagro, el campeón defensor de la Liga Nacional y en condición de visitante.