FÚTBOL

Otro jugador de River prestado

El jugador no es prioridad en el plantel y varios equipos lo pretenden
jueves, 17 de enero de 2019 · 09:27

SALTA (Redacción) - La verdad es que el  mediocampista ofensivo no logró consolidarse desde que debutó en noviembre de 2016 y Marcelo Gallardo y la dirigencia del Millonario decidieron achicar el plantel profesional para que los juveniles no queden sin chances de jugar estando en el primer equipo. Por eso, el elenco de Núñez decidió dar a préstamo a otra de sus jóvenes promesas.

Según consta en El Intransigente, Matías Moya, volante de 20 años, jugará este 2019 en Banfield. El juvenil de River fue cedido al Taladro durante un año y el club del sur del Gran Buenos Aires tendrá opción de compra por el futbolista. Todo un indicio para el futbolista del Millonario ya que su destino no parece estar en el elenco de Núñez cuando finalice su préstamo con el elenco dirigido desde esta temporada por Hernán Crespo.

El juvenil debutó en el Millonario a fines de 2016. Fue en la derrota por 1-0 del conjunto dirigido por Marcelo Gallardo ante Independiente en Avellaneda. Desde ese día, el futbolista de las inferiores solo jugó cuatro partidos y marcó un gol. Su tanto con la camiseta del Millonario fue el 2 de diciembre pasado cuando anotó el 3-1 para el triunfo de River sobre Gimnasia y Esgrima de La Plata en el estadio Monumental.

El juvenil rápidamente se pondrá a disposición del histórico goleador de la Selección Argentina. Durante la jornada de hoy se sumará a los entrenamientos de Banfield, aunque cabe destacar que no llegará fuera de forma ya que estaba en San Jorge (Santa Fe), haciendo la pretemporada con la Reserva de River.

De esta manera, River continúa cediendo a los jugadores que no serán tenidos en cuenta por Gallardo. Augusto Batalla y Marcelo Larrondo no seguirán en Tigre y Defensa y Justicia respectivamente, y partieron hacia Unión La Calera de Chile. Gianluca Simeone, dejó ese equipo chileno y se sumó a Gimnasia y Esgrima de La Plata, mientras que Tomás Andrade se fue a Atlético Paranaense. Así, Gallardo se desprende de jugadores del club con la idea de que tomen minutos y se revaloricen.