TUCUMÁN

Aballay, un nuevo orgullo tucumano colmó las salas del VI Festival Tucumán Cine

La sala 2 del Cine Atlas fue colmada por el público tucumano que concurrió a ver la película, que fue realizada en tierras tucumanas, con actores locales
miércoles, 19 de octubre de 2011 · 01:04:00 p.m.
TUCUMÁN.- El exitoso film, Aballay, realizado en tierras tucumanas, con actores locales ante gestiones del Ente de Turismo, colmó las salas de cines en el marco del VI Festival Tucumán Cine.

Fue la estrella de la noche del VI Festival Tucumán Cine. La sala 2 del Cine Atlas fue colmada por el público tucumano que concurrió a ver la película Aballay en el marco del evento que distingue y posiciona a la provincia por el nivel de producción lograda en paisajes locales y con numerosos actores tucumanos.
 
A principios de octubre, “Aballay, el hombre sin miedo”, del director Fernando Spiner fue elegida por la Academia Argentina de Cine como el film nacional que competirá para entrar en la nominación para los próximos premios Oscar en la categoría Mejor Película Extranjera. El largometraje se impuso con 22 votos sobre 16 de El Estudiante y 12 de Un Cuento Chino.

Basada en el cuento de “Aballay” de Antonio Di Benedetto, la obra de Spiner es un western gauchesco que, según la crítica especializada, atraviesa momentos de un gran dramatismo, logrando trascender el mero ejercicio de género para transformarse en una película emotiva, filmada con rigurosa solvencia técnica.

Durante la mañana Spiner visitó, primero al presidente del Ente Tucumán Turismo (ETT), Bernardo Racedo Aragón, con quien tuvo una charla amena y distendida, agradeciendo y detallando el trabajo que realizaron en Tucumán. Pasado el mediodía ambos se dirigieron a Casa de Gobierno para dialogar con el gobernador José Alperovich sobre los lineamientos a seguir en cuanto a la promoción y difusión del film a nivel país y mundial. De la reunión, en la que Alperovich felicitó al director del western gauchesco por ser la ganadora de la selección a representante de Argentina en la nominación a las estatuillas de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de Los Angeles, además participaron el legislador Marcelo Ditinis y Mauricio Guzmán, titular del Ente Cultural de la provincia.
 
Racedo Aragón consideró a la cinta “un orgullo para todos los tucumanos porque es una película rodada en Tucumán y parte del elenco está integrado por actores tucumanos”. Igualmente subrayó la muestra de paisajes locales a lo largo de la filmación.

Por su lado, Guzmán destacó la posibilidad de proyectar a la provincia como un polo de desarrollo cinematográfico. “El apoyo logístico desde el Ente Cultural y desde el Ente de Turismo para con el largometraje habla a las claras de una política audiovisual. También es importante la presencia de actores locales, de la propia gente de los Valles Calchaquíes y los técnicos que aporto la Universidad”, apuntó.
 
En tanto, Spiner contó las fortalezas con las que goza el film y las razones que lo llevaron a optar por las tierras tucumanas como locaciones al momento del rodaje.

“Los puntos fuertes son la factura técnica, la fotografía, los lugares que pasaron a ser un personaje más dentro de la película, grandes actuaciones, el relato, el guión, la parte artística, la edición, el relato. Es un film de gran nivel. Sumado a que rescata elementos muy genuinos de nuestra tradición y cultura, como es la vida del gaucho”.

En cuanto al por qué se filmó en Tucumán, el director hizo público su reconocimiento al presidente del Ente de Turismo. “Vinimos a Tucumán invitados por Racedo Aragón que sabía que estábamos preparando una película. Nos mandó los pasajes de avión, nos armó una logística para que conociéramos la provincia en toda su dimensión así la consideremos como una locación posible para aprovechar. Cuando conocimos la zona de Amaicha, encontramos unos espacios increíbles junto a la comunidad del lugar que impregnó de una verdad a la película potenciándola y dándole un valor superlativo”, relató.